5 CONSEJOS PARA CUIDAR LA MICROBIOTA DE TUS HIJOS EN ESTE REGRESO A CLASES

por wordpressuser | 19 julio, 2022 | 0 comentarios

Como ya hemos mencionado en varios blogs, la Microbiota intestinal es esta comunidad de microorganismos que habitan en nuestro intestino. Y seguro, tú te estás preguntando, ¿qué microorganismos?

Bueno, pues principalmente bacterias, pero también virus, hongos y parásitos que viven generalmente en armonía y que nos benefician enormemente porque participan en múltiples procesos fisiológicos como la digestión, la absorción de nutrientes, la fabricación de vitaminas, la estimulación del sistema inmunológico e inclusive la comunicación con el sistema nervioso central, ósea, ¡el cerebro!, mediante la producción de neurotransmisores y otras moléculas importantes.

Si bien, el equilibrio y la armonía de la Microbiota intestinal son importantes en todas las etapas de la vida, imagina la importancia que tienen en un niño o en un adolescente que se encuentra en pleno crecimiento y desarrollo.

Es por esto, que después de estas vacaciones de verano, en donde retomamos generalmente hábitos saludables y una rutina, te damos 5 consejos para cuidar la Microbiota intestinal de tus hijos con el fin de ayudarte a mantenerlos lo más saludables el resto del año; recordándote, que una Microbiota intestinal en equilibrio, estimula y promueve un sistema inmunológico saludable.

Sin mayor preámbulo, ahí te van:

  1. Ojo con la alimentación

Una alimentación saludable en los niños y adolescentes es fundamental para un adecuado desarrollo, crecimiento y mantenimiento de la Microbiota intestinal. La alimentación debe ser equilibrada, en donde se incluyan TODOS los grupos de alimentos e idealmente muy abundante en frutas y verduras que son alimentos ricos en vitaminas, minerales y fibra (el alimento favorito de la Microbiota intestinal).

Tip adicional: para que la alimentación pueda ser consciente, es ideal que el momento de la comida sea un momento de sentarnos juntos en la mesa a compartir con la familia o los amigos un momento de paz, sin distracciones como juguetes, aparatos electrónicos como celulares o tabletas, ni televisión.

  1. Promueve que hagan alguna actividad física

El ejercicio no es un lujo, es una demanda biológica, es decir, nuestro cuerpo NECESITA actividad física para poder oxigenar adecuadamente nuestro cuerpo y nuestra mente. El ejercicio tiene un sinfín de beneficios a la salud, entre ellos el mantenimiento de la salud mental y el equilibrio de la Microbiota intestinal. ¡Promovamos el ejercicio dentro de nuestras familias! ¿Cuál ejercicio? EL QUE QUIERAS, pero promovamos la actividad física.

  1. Respiración, relajación y descanso

Vivimos en un mundo ajetreado, en donde cada vez el estrés llega a los más pequeños. Promovamos la paz, la relajación, la respiración consciente y respetemos el sueño de nuestros niños. El estrés y la falta de sueño se han relacionado directamente con efectos negativos sobre la Microbiota intestinal y sobre la salud en general.

  1. Aguas con los antibióticos

Nunca jamás le prescribas ningún medicamento a tu hijo si no eres médico, mucho menos un antibiótico. El uso indiscriminado de antibióticos ha traído consecuencias devastadoras a la salud por las implicaciones que tienen sobre la Microbiota intestinal. Literalmente la descomponen y no solo descomponen la intestinal, sino todas las Microbiotas que tenemos, la de la piel, la respiratoria, la vaginal…

Ahora, entendemos que a veces existen ocasiones en las que son necesarios y están adecuadamente prescritos por un médico. Si este es tu caso, y a tu hijo le prescribieron uno es importante que preguntes como proteger su Microbiota intestinal. Existen probióticos en presentación farmacéutica como Floratil que es un probiótico de levadura que resiste a la acción de los antibióticos, protegiendo la Microbiota intestinal durante y después del tratamiento y que previene y trata la diarrea asociada al consumo de antibióticos en niños y adultos.

  1. Probióticos

Existen múltiples alimentos que contienen probióticos, principalmente los alimentos fermentados por ejemplo en el yogurt, el kéfir, la kombucha, algunos quesos, el vinagre de manzana, las aceitunas, el chocolate negro, el pan de masa madre, entre otros, pero también, existe una gran variedad de probióticos en presentación farmacéutica ya sea en tabletas, cápsulas y en sobres con polvo principalmente. Floratil es un probiótico de levadura que puedes encontrar en cápsulas y en sobres con polvo (ideal para los niños que aún no saben tragar las cápsulas) que ha demostrado en diversos estudios científicos que previene y trata efectivamente cualquier tipo de diarrea (incluida la diarrea asociada al uso de antibióticos) y además ayuda a proteger y a restaurar el equilibrio de la Microbiota intestinal.

Esperamos que estos 5 consejos te sirvan para cuidar la Microbiota intestinal de tus hijos en este regreso a clases, y recuerda que a los niños y a los adolescentes se les enseña con el ejemplo, si todos en casa cuidamos nuestra alimentación, hacemos ejercicio, procuramos evitar el estrés con técnicas de relajación y respetamos el sueño de todos te aseguro que ayudaremos a promover una Microbiota saludable, diversa, equilibrada y estable y, por lo tanto, la salud que es lo más importante, no solo de nuestros hijos sino de toda la familia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.